CRiiTICA: Love and Other Drugs

Love and Other Drugs: Amor al desnudo


En Hollywood, cuando una actriz desea ser tomada en serio, tiene tres opciones que básicamente le garantizan una nominación a los Golden Globes o el Oscar. 1- Cambiar su apariencia: Charlize Theron en Monster, Nicole Kidman en The Hours, Felicity Hoffman en Transamerica
2-Interpretar una persona real: Julia Roberts en Erin Brockovich, Reese Witherspoon en Walk the Line, Sandra Bullock en The Blind Side
3- Desnudarse: Halley Berry en Monster’s Ball, Diane Keaton en Something’s Gotta Give, Kate Winslet en casi todas sus películas

Anne Hathaway sin lugar a dudas escogió la tercera opción en su nueva película Love and Other Drugs, el primer proyecto que la reúne con Jake Gyllenhaall, su coestrella en Brokeback Mountain (2005).

Basada en el libro Hard Sell: The Evolution of a Viagra Salesman, la historia nos presenta a Jamie (Gyllenhaall), un inestable representante de ventas de Pfizer, quién utiliza sus carisma para avanzar en su carrera, conquistando a enfermeras y secretarias, quienes le ayudan a logar acceso a los doctores y así convencerlos de recetar los medicamentos de su compañía. Inesperadamente conoce a Maggie (Hathaway), una excéntrica artista, quien a sus 26 años sufre se Párkinson, con quien comienza una erótica relación.

Esta historia, la cual transcurre a finales de los 90, trata de ser un híbrido entre una sátira que expone las prácticas anti-éticas de las grandes corporaciones farmacéuticas, una comedia negra con personajes deplorables y groseros al estilo Judd Appatow y una épica historia de amor, en donde ni siquiera la enfermedad puede separar a dos personas destinadas a estar juntas. Lamentablemente, Edward Zwick, el director y guionista, no logra encontrar un balance entre los temas, dejándonos con una pieza que se siente errática.

Jake Gyllenhaall se conoce en Hollywood por sus interpretaciones dramáticas, pero en esta comedia el actor brilla, dando una necesitada inyección de energía a la trama. Como Jamie, Gyllenhaall nos muestra un caparazón superficial y sardónico, que en realidad guarda un hombre inteligente y leal, que ha desarrollado una serie de inseguridades gracias a su exigente familia. Hathaway interpreta a Maggie con humor, inteligencia y picardía, a pesar de que el rol encaja todos los clichés de la heroína enferma en una historia romántica. Tanto Gyllenhaall como Hathaway recibieron nominaciones para los Golden Globes por sus actuaciones.

Love and Other Drugs no es la mejor la mejor película del año, pero es una agradable comedia con un sólido elenco. Se ha hablado mucho del contenido sexual del filme, pero aunque contiene muchos desnudos, tanto por Hathaway como por Gyllenhaall, en ningún momento cae en lo vulgar. Las escenas de amor fueron filmadas artísticamente y actuadas con naturalidad, y sirven como testimonio de la buena química que comparten los protagonistas. Estará en el cine desde el 6 de enero de 2011.

Galeriia

fotos | Fan Pop

Tags:

  • Show Comments (1)

Your email address will not be published. Required fields are marked *

comment *

  • name *

  • email *

  • website *