Share, , Google Plus, Pinterest,

Posted in:

¿Verías The Beaver?

The Beaver-Critica


Todos tenemos nuestros actores favoritos y otros que simplemente detestamos. Esos que no tragamos y que sólo la mención de sus nombres es como si pasaran las uñas por la pizarra. Mel Gibson puede caer en ambas categorías. En un momento fue un actor muy cotizado y querido, que por sus acciones ha caído de la gracia del público y Hollywood. Ahora, ser un misoginita, racista… en resumen un ser humano deplorable, aunque esto no lo hace menos talentoso en su trabajo actoral. Lo que pasa es que ir a verlo de cierta manera sentimos como si estuviéramos aceptando su vida personal y no es así.

No es difícil argumentar que esta película en cierta manera refleja la vida del actor. Un ejecutivo depresivo y alcohólico que es sacado de su casa y encuentra algún tipo de “refugio” en una marioneta que encuentra en el zafacón. Sólo hasta ahí deben considerar que la vida de Walter Black y Gibson son paralelas. Esta película dirigida por Jodie Foster tiene suficientes “twists and turns” para hacerla interesante por sí sola. La película explora mucho más lejos las condiciones mentales de las que pueden sufrir las personas y sus consecuencias que lo que los tabloides les interesa cubrir de Gibson.

Foster tiene un buen ojo para dirigir The Beaver porque lleva convincentemente al público a través de una premisa que podría terminar siendo una película inaceptable. El proyecto va desde ser cómico hasta el drama y la quietud de una manera excelente. Además de que su actuación como esposa de Walter es muy acertada.

Anton Yelchin interpreta el hijo adolescente de Walter que no quiere ser como él, pero siente que es inevitable. También vemos a Jennifer Lawrence como una compañera de estudio que representa su contraparte.

Mel da una de las mejores actuaciones de su carrera. Es complejo llevar a pantalla la dualidad de personajes que son Walter/The Beaver sin caer en lo trillado o absurdo y aquí funciona. Mirando atrás, todos los desastres de vida de Gibson parecen ejercicios de inmersión para el personaje que le tocaba interpretar.

Irónicamente The Beaver encuentra su fortaleza y debilidad en el mismo sitio, su actor principal. Como ya dije, una de las mayores razones para verla es la actuación magistral de Gibson. Su debilidad está en la inhabilidad del público de separar la persona en pantalla de la persona de la vida real. Esto creo que fue una de las mayores razones –si no la principal- para que la película fallara en Estados Unidos. Es difícil reseñar esta película y que ustedes consideren ir a verla si esos estigmas no son puestos de lado.

Vayan a verla. Si es necesario, imagínese que el protagonista se llama John Smith, pero no se pierdan una historia genuina sobre alguien con problemas con una trama bastante original.

Share, , Google Plus, Pinterest,

Written by Aimee

Fanática del cine, fashion y Real Madrid. Amiga de merengues y 2 o 3 culés que se han colado. Se ríe bien duro, ha ganado múltiples galardones en Rock Band, odia hablar de ella en tercera persona y hacer biografías.

424 posts

Comentarios de Facebook

comentarios