144 Views |  Like

Monólogo

Quiere hablar contigo.

Por: Rosa Ivette Hernández García

Fortuño quiere hablar contigo, no te preocupes que es solo un momento, eso sí no pretende escucharte, porque esta vez, al igual que en el pasado, será un monólogo. Un diálogo unilateral como cuando el país entero le ha dicho muchas cosas, entre ellas, no al gasoducto y ha quedado en oídos sordos.

Fortuño quiere hablar contigo y hacerte creer que sabe lo que son tiempos difíciles, sin embargo, tú sabes que su señora esposa ha triplicado sus finanzas en medio de crisis económica y aún así hace que le paguemos su arreglo personal.

Fortuño quiere hablar contigo para decirte que Puerto Rico iba por mal camino, cosa que sabes y que no es en pasado, sino presente constante, pero no te recuerda que él lleva en la política partidista desde los años ‘80, junto a Carlos Romero Barceló, que para 1993 fue Director Ejecutivo de la Compañía de Turismo de Puerto Rico, y que en el 1994, se convirtió además en el primer Secretario del Departamento de Desarrollo Económico y Comercio. También, fue miembro de un sinnúmero de Juntas de Gobierno en diferentes Corporaciones Públicas antes de que del 2004-2008 fuera Comisionado Residente y ahora gobernador de Puerto Rico buscando reelección, por lo que él ha sido parte del mal camino ese del que él habla.

Fortuño quiere hablar contigo y decirte que ha sido tan responsable que no pudo cumplir la promesa de que al único que botaría era a Aníbal Acevedo Vilá, que nunca bajó el agua y mucho menos la luz. Mas sin embargo, autorizó el gasto de millones de dólares en publicidad para un gasoducto sin construir, contratos millonarios altamente cuestionables a sus amigos de partido y de su infancia en Marista.

Fortuño quiere hablar contigo y decirte que para él fue doloroso dejar a miles sin empleos, mientras llueven contratos a diestra y siniestra y que no hacer eso hubiese sido peor para ti.

Fortuño quiere hablar contigo para que confirmes que está enderezando el país, la educación, la salud, las carreteras y menos contribuciones, en fin un paraíso terrenal.

Fortuño quiere hablar contigo para asegurarte que se ha avanzado a algún lugar que desconocemos, no será hablando de asesinatos y “cositas así.”

Fortuño quiere hablar contigo, porque te habla a ti, mientras se sigue excluyendo y alejando cada vez más. Y aún así quiere insiste en decir que quiere hablar contigo porque tú no te rindes y él tampoco.

Luis Fortuño quiere hablar contigo

Aprendiendo a ser gobernador.

Por: Xavier Montalvo

En Puerto Rico se habla de política los 365 días del año. Curioso dato, porque para hablar tanto sobre un tema, se esperaría que el pueblo al menos, tuviera una mínima idea cómo votar correctamente, sin embargo no es así. Pero eso es otro tema. Como decía, la política es pan nuestro de cada día y en tiempos de elecciones más aún. Nuestras calles se llenan de ruido visual, con pasquines encima de más pasquines mostrando rostros conocidos y otros que buscan serlo. La televisión se llena de anuncios y mensajes mostrándonos cuál candidato debería ser el correcto, ya sea por los modales que le enseñaron sus padres o porque no es justo que la “pasada administración” haya dejado al País quebrao’, en lugar de mostrarnos por qué es el más capacitado para llevar este barco a la deriva. La prensa escrita también viste sus mejores colores durante estos meses.

A esta fórmula se le suman las redes sociales como lo es Youtube, lugar donde apareció el vídeo en cuestión y que fue visto por sobre 12,000 personas en diferentes redes sociales. Todo un fracaso en mi opinión, considerando el bajo número de personas que lo ha visto.

Fortuño te habló y me habló, y sin embargo lo único que recuerdo es un escenario frío y horriblemente decorado y a un Gobernador justificando una  labor mediocre. Y no nos llamemos a engaño, todos los años los candidatos han hecho lo mismo, solo que menos actuado y con un poco de más gusto en la decoración del set.

Ahora, pocas veces veo a un Gobernador justificarse de la manera en que Fortuño lo ha hecho durante todo el cuatrenio. Es normal ver que un gobernador, durante sus primeros mensajes o apariciones le eche la culpa a la administración pasada por el desastre que le han dejado, pero que siga con el mismo cuento [puedes usar excusa aquí si prefieres] durante todo el cuatrienio. Insólito. Más aún, es inaceptable pensar que la pasada administración estaba solamente compuesta por Aníbal Acevedo Vilá, porque hasta donde recuerdo, él estaba solito rodeado de PNPs. En mi barrio y en el tuyo, más no en el de Fortuño, le llaman excusero, ¿no?

Luis Fortuño, sí, yo me rindo. Me rindo porque está cabrón ver como todo es repartido entre tus amigos, los ricos esos de los que hablaste en tu cierre de campaña pasado, y lo que sobra, va para los más pobres. Me rindo porque ya estoy cansado de tener que levantarme día a día a trabajar para levantar a Puerto Rico, en lugar de poder levantar a mi familia. Me rindo porque no es fácil ver cómo nuestra Isla se sigue dividiendo en bandos. Me rindo porque ya estoy harto de ver como los políticos actúan a conveniencia propia y se olvidan a quién se deben. Hastiado de ver como las voces disidentes son castigadas, perseguidas y silenciadas. Estoy harto de que entretengan a la masa con payasadas de donas, sex shops y demás en lugar de verlos trabajar. ¡Coño!, no más de tanta mierda.

Ahora, siendo usted me rendiría también, porque de ganar el cuatrienio que viene, no habrá una pasada adminsitración a la que culpar.

 

[highlight color='#ca6c38' text-color='#ffffff'] Foto [/highlight][highlight color='#aaa' text-color='#ffffff'] CentroTampa [/highlight]
Síguenos y mantente al día con QiiBO