225 Views |  Like

¿Por qué votaremos en noviembre?

Elecciones atípicas, candidatos sin comité, candidatos con arrimo de luz, candidatos igualitos, candidatos señalados, los mismos candidatos, candidatos racistas, candidatos homofóbicos, candidatos fundamentalistas, candidatos folklóricos, expulsados —ya no son candidatos—, candidatos viejos, candidatos nuevos, más otros candidatos. Muchos dicen que la campaña “no arranca.” ¡Válgame!, sé a lo que se refieren, pero una tregua a la maquinaria publicitaria no viene mal para un país que consume política partidista todas las horas del día y también las de la noche.

Entre tantos asuntos importantes, en estas elecciones generales, ¿por qué votaremos en noviembre?

Votaremos por el matrimonio perfecto. Sí, que no estoy loca. En estos días en tres cuentas de candidatos colocaron fotos de su “romancing the stone” en Twitter. Hasta una carta fue publicada en el periódico El Vocero de parte de la Lcda. Lucé Vela al señor gobernador, Luis Fortuño, en ocasión de su aniversario de bodas: “has hecho de tu vida pública un fiel reflejo de lo que ha sido nuestra vida familiar.” El senador Alejandro García Padilla colocó foto con su esposa, Wilma Pastrana, para celebrar su cumpleaños. Jorge Santini, alcalde de San Juan, colocó foto dándole helado a su esposa Irma Garriga. Están en campaña y se valen de cualquier cosa poco importante para ganar simpatizantes que vayan a las urnas.

Elecciones 2012: ¿por qué votaremos en el 2012?

Votaremos por la soberanía de la ciudad capital. Sí, lo sé, es imposible, pero uno de los argumentos en la campaña de San Juan es que la candidata del Partido Popular Democrático (PPD) es soberanista. Así que preparados y advertidos todos porque quizás el status comience a resolverse en un municipio cerca de usted, aunque nadie hable de los problemas y propuestas para la ciudad de San Juan.

Votaremos por perpetuar el bipartidismo. Esta vez llegamos a las urnas con 6 partidos políticos, pero parece ser muy obvio que algunos medios de comunicación buscan acomodar el poder a su beneficio. Hace unos días se dio un debate mal llamado “Junte Constitucional” en el que los moderadores (periodistas) pasaron a convertirse en protagonistas del mismo al no permitir respuestas de algunos candidatos interrumpiéndolos e invalidando sus posturas. Editorializaron y deslegitimaron a los candidatos que iban por el NO en la consulta por eliminar la fianza ya que evidentemente los “moderadores” iban por el SÍ.

El Grupo Ferré Rangel ha protagonizado varias pugnas con el Presidente del Senado, Thomas Rivera Schatz, quien alega agenda en su contra y que estos favorecen al partido contrario al del senador. El periódico El Vocero se inserta con el mismo argumento de parte del PPD: favorecer al partido en el poder y tener agenda en su contra. Mismos argumentos, bandos contrarios, mientras invisibilizan las propuestas de los otros que también están en esta contienda. Desaparecen ante los ojos de un país dividido.

Elecciones 2012: ¿por qué votaremos en el 2012?

Votaremos por una Unidad Acuática en Caguas. Las aguas navegables de Caguas serán atendidas en el Plan Integrado de Seguridad (PIS) por donde la aspirante a la alcaldía alega existe el narcotráfico y está siendo desatendido.

Votaremos por asesores que nunca sabremos que se las traen. ¿Quiénes son? ¿En qué asesoran los llamados asesores? ¿Cuáles son sus credenciales? ¿Qué hicieron para llegar ahí? ¿Cómo cualificaron? Nunca lo sabremos. De vez en cuando sale algún nombre junto con un escándalo. Lo cierto es que pasan muchas veces desapercibidos, no están en la papeleta. Si alguien accede a esos nombres y hace una investigación de quiénes son o si no trasciende algún escándalo o señalamiento como hemos vivido en estos días por expresiones racistas publicadas por Heidi Anne Wys la llamada “Speaker Maker” asesora de la Presidente de la Cámara Jenniffer González nunca sabríamos quiénes están detrás de los políticos que elegimos. No son “figuras públicas” pero sí se les paga con fondos públicos. No son candidatos, pero hacen campañas. No son, pero son.

Votaremos por la demagogia en medio del desespero. El país sufre una crisis social que ha provocado un alza de la actividad criminal en la que ya no hay espacio oscuro o apartado para perpetrar un asesinato o una masacre. Ocurre a la luz del día, en los lugares que consideramos más seguros como los maravillosos (insertar sarcasmo) centros comerciales. Los candidatos principales juegan con un país desesperado. Uno nos hace creer que nadie lo desviará de devolvernos calles más seguras, mientras el otro utiliza foto de dos acusados para justificar lo que no justifican los estudios, que la fianza no es disuasivo para detener la violencia social que sufre el país. Apretando el botón del pánico llegaremos a las urnas. Demagogia en su estilo más puro.

Elecciones 2012: ¿por qué votaremos en el 2012?

Votaremos por nada. Un país con un Departamento de Educación que cada inicio de clases es un desastre, que no sabe qué hacer con los niños con necesidades especiales, entre muchas deficiencias. Un Departamento de Justicia altamente cuestionado por denotar clasismo a la hora de procesar los casos. Una Policía que viola los derechos humanos. Un Departamento de la Familia cuestionado por sus procesos. Un Código Penal que convierte en delito “perturbar” las labores legislativas. Órdenes de radicación de cargos aunque se caigan en su día en la Corte y si seguimos no acabamos.

Decidimos por jugar el mismo juego al que nos tienen acostumbrado y después nos quejamos. ¿Qué tal si nos sorprendemos a nosotros mismos y empezamos a jugar, por primera vez, un juego distinto? ¿Qué tal si comenzamos a construir un proyecto de país? ¿Qué tal si votamos por el bien del país y no por nada?

[highlight color=’#ca6c38′ text-color=’#ffffff’] Foto portada [/highlight][highlight color=’#aaa’ text-color=’#ffffff’]  Samsalek.net [/highlight]