La escena que no veremos en The Avengers