Crítica de Fear Street: 1666 | QiiBO QiiBO

Crítica de Fear Street: 1666

No contento con lanzar todos los episodios de una serie simultáneamente, Netflix ahora estrena sus trilogías el mismo mes, y por eso ahora podemos hablar de Fear Street: 1666, el tercer filme en la saga adaptando los libros de R.L. Stine.  La versión corta: me gustó.

La versión larga: Al igual que las primeras dos, Fear Street 1666 es un tributo al horror. Pero en este caso al terror psicológico con conciencia social así que los amantes de películas como Night of the Living Dead, The VVitch, Suspiria, y Hereditary se sentirán a gusto. La directora Leigh Janiak nuevamente triunfa manejando una trama repleta de intriga, con una inquietante atmosfera que me mantuvo con los pelos de punta de principio a fin.

Comenzando exactamente donde la dejamos en 1994, Deena (Kiana Madeira) es mágicamente transportada a 1666 en el primer establecimiento de Shadyside, donde ocupa el cuerpo de Sara Fier, la joven bruja responsable de la maldición acosando su ciudad por mas de 300 años. Usando la estrategia de ilusión, Fear Street: 1666 utiliza los mismos actores de las primeras partes para representar personajes en la villa. Como sucede con tantas otras cosas, la historia que Deena y todo el mundo pensaba conocer sobre Sarah y los eventos que la llevaron a morir a manos de sus vecinos no es exactamente como se la contaron. Deena tendrá que descubrir los secretos más escondidos de Shadyside para salvar su novia Samantha, su hermano Henry, y prácticamente el alma de toda su comunidad.

Al igual que todos los géneros, el horror puede ser una filosa arma para lanzar comentarios o criticas sociales. El truco está en hacerlo mientras cuentas una buena historia de miedo. Janiak lo logra ejemplarmente con Fear Street: 1666, pues lo mismo puedes captar referencias a los peligros de la presión de las masas, el maltrato contra las mujeres, la persecución a diferentes religiones, o la desigualdad social… o simplemente entretenerte viendo monstruos persiguiendo gente.

La historia de Fear Street: 1666 cierra satisfactoriamente la trilogía con buenas secuencias de misterio, personajes bien desarrollados y mucha sangre, dejándome contento y con ganas de que sigan adaptando mas historias de Stine en este estilo. ¡Embrujadoramente recomendada!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *